• Reducir  fuente
  • Aumentar  fuente
28 Oct 2016

Economía colaborativa en España: compra y venta de segunda mano, el servicio más utilizado


tipos-plataformas_colaborativas_2Casi una década después de que Ray Algar utilizará por primera vez el término de consumo colaborativo en su artículo publicado en abril de 2007 en el boletín Leisure Report, y 6 años más tarde de que Rachel Bostman lo popularizara con la publicación del libro What’s Mine Is Yours: The Rise of Collaborative Consumption, en Un Blog en Red reservamos un espacio para recoger algunos datos sobre la utilización de plataformas de consumo colaborativo en España.

En nuestro país, el fenómeno del consumo colaborativo empezó a darse a conocer entre 2012 y 2013, iniciándose sobre todo en el sector turístico y continuando en otros como el de transporte de viajeros o el mercado inmobiliario.

Precisamente, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) acaba de publicar los resultados de su Panel de Hogares, correspondiente al periodo abril-junio de 2016, en el que por primera vez se incluyen datos sobre el uso de las plataformas de economía colaborativa en nuestro país, lo que nos permite descubrir qué tipo es el más utilizado en España.

Según la CNMC, uno de cada cuatro españoles (25,7%) utiliza alguna de estas plataformas al menos una vez al año, mientras que entre la población internauta el uso se incrementa hasta el 34,1%. Precisamente las más empleadas entre los internautas son las destinadas a la compra o alquiler de productos de segunda mano (26,9%), seguidas del alojamiento en casa de otro particular (9,7%) y las que facilitan compartir trayectos en automóvil entre ciudades (6,4%). Las plataformas con menor uso son las destinadas al transporte urbano (2,4%), a la financiación de proyectos (4,4%) y a la realización de trabajos y tareas (3,7%).

El principal motivo por el que se acude a este tipo de plataformas es por el precio. Entre el 50% y el 70% de sus usuarios mencionaron el ahorro de dinero como principal razón para utilizarlas, salvo en el caso de las destinadas a la realización de trabajos y tareas donde la mayoría de los usuarios (49,5%) señalaron como principal motivo que los servicios ofrecidos se ajustan mejor a sus necesidades y horarios.

Si estás pensando en utilizar alguna plataforma de consumo colaborativo y quieres saber por dónde empezar, puedes encontrar ideas en algunos directorios como el de Consumo Colaborativo, que incluye una página para España en la que se incluyen, entre otras, opciones para compartir bicicleta, aprender idiomas o encontrar canguro para tu mascota.

Hay diferentes tipos de plataformas en las que se ofrecen servicios muy variados. A continuación recogemos algunas sugerencias de las existentes para las diferentes categorías mencionadas.

 – Compra y venta de productos de segunda mano. Son el tipo de plataformas de economía colaborativa más utilizadas en nuestro país, y entre ellas figuran tanto aquellas en las que se pueden encontrar todo tipo de productos como algunas especializadas. Algunos ejemplos son: Wallapop, Vibbo, Letgo, Tablón de Anuncios, Chicfy o Creciclando.

 – Alojamiento en vivienda o habitación particular. Para quienes están buscando alquilar una vivienda particular, una habitación o incluso un sofá en el que pasar la noche: Airbnb, Windu, Rentalia, Bed y Casa, Workaway, Intercambio de casa o CouchSurfing.

 – Desplazamientos en coche entre distintas ciudades. Cuando se trata de poner en contacto a los propietarios de vehículos con personas interesadas en viajar al mismo destino y compartir gastos, algunas de las plataformas a las que se puede acudir son Blablacar, Amovens, Shareling o Voy en Coche.

 – Financiación de proyectos. Se conoce como crowdfunding y hay diferentes plataformas con diversas ideas que buscan financiación. Estas son solo algunas de las que se pueden encontrar: Lanzanos, Potlatch, Siamm, Bolsa social o Ufeed.

 – Realización de trabajos y tareas. Estas son algunas opciones si se busca, por ejemplo, profesionales que realicen reparaciones en el hogar o canguro: Etece, Swapsee, Cronoshare, Trabeja o Multihelpers.

 – Desplazamientos urbanos en coche. Si lo que se prefiere es compartir vehículo para realizar trayectos dentro de la ciudad, hay distintas opciones según se comparta coche privado, taxi o incluso vehículos con chófer, algunas sugerencias son MokMokCars, Carpling, Cabify o Taxi Sostenible.



Los comentarios están cerrados.